Clásicos del Cómic: Maldad Eterna: La Rebelión de los Villanos

Forever Evil_Rogues_Reb_1

Aquellos que sigáis con cierta asiduidad el mundillo de los cómics de superhéroes sabréis a estas alturas de los mil y un crossovers y grandes eventos que circulan año tras año en Marvel, DC y compañía. En el caso de la editorial de Batman y Superman, la última sacudida fue a través de Maldad Eterna, miniserie en la que los villanos del Universo DC se hacían con el control y de la que ya os hablamos en su momento.

Y como el chicle hay que estirarlo lo máximo posible, suelen aparecer series satélite encargadas de narrar otros acontecimientos que giran en torno a la saga en cuestión. En la mayoría de ocasiones suelen ser proyectos poco aprovechados, con guionistas y dibujantes de segunda y con un mero objetivo: rellenar. Pues bien, Maldad Eterna no se ha librado de esta lacra, pero al mismo tiempo ha recibido algo a cambio: Una de estas series satélite no solo es muy buena, sino que ha superado con creces a la historia principal.

Y esa no es otra que Maldad Eterna: La Rebelión de los Villanos, miniserie centrada en los Villanos, grupo de criminales que no son sino un grupo de ladrones de segunda que suelen salir muy mal parados cuando se enfrentan a Flash en Central City. Sin embargo, gracias a la magnífica labor de Brian Buccellato, guionista habitual del velocista escarlata (hasta hace unos pocos números) y los dibujantes Andre Coelho, Patrick Zircher y Scott Hepburn, nos encontramos ante una magnífica historia protagonizada por un grupo de perdedores, unos fracasados que sin quererlo han terminado convirtiéndose en los héroes de Central City justo cuando el Sindicato del Crimen asola la Tierra. Ellos, en ausencia de Flash, tendrán que marcar la diferencia.

¿Sobrevivirán para ver el final del día o su rebelión será vilmente aplastada? Descubridlo en una de las sorpresas más gratas de la DC Comics actual, disponible desde principios de mes de la mano de ECC. No os arrepentiréis.

Categorías: Ocio
Etiquetas: ,

Déjanos tu comentario