George R.R. Martin se disculpa ante los fans de Juego de Tronos

gameofthroneshestar

Juego de Tronos siempre es noticia, pero lo que ha ocurrido con el tercer capitulo de la cuarta temporada ya roza el castaño oscuro. Antes de nada, es preciso avisar de que en las siguientes líneas vamos hacer más de un spoiler en relación con lo emitido durante esta temporada, por lo que si aún no lo habéis visto, dejad de leer y poneos al día inmediatamente, puesto que Internet está que arde.

Y es que no solo hemos asistido a la esperadísima muerte de ese bastardo que es el rey Joffrey (bastardo en el sentido literal y figurado), sino al coito forzoso que mantiene sus padres, la reina Cersei y Jaime Lannister (quienes además son hermanos, por si se os había olvidado). Lo escabroso de la situación no es solo que muchos han tomado la escena como una violación de Jaime hacia Cersei, sino a que toda la escena tenía lugar al lado del cadáver de Joffrey, lo cual ha hecho que muchos se rasguen las vestiduras y critiquen la serie.

Todo ello no deja de ser absurdo al encontrarnos ante Juego de Tronos, una historia ambientada en un mundo medieval implacable, en el que escenas así están a la orden del día y raro es encontrar a alguien de corazón noble y honesto. De todas formas, el propio George R.R. Martin ha tenido que tomar cartas en el asunto y explicar a los telespectadores (y no tanto a los lectores) la escena en sí:

“Yo escribí esa escena desde el punto de vista de Jaime, así que el lector se encuentra dentro de su cabeza, oyendo sus pensamientos. En una serie, la cámara es forzosamente externa: uno no sabe lo se piensa o siente, sólo lo que se dice y se hace”. “Escribí ese momento para que fuera inquietante, pero siento mucho que haya resultado inquietante por las razones equivocadas”.

¿Qué os parecen las declaraciones de Martin? ¿Creéis necesario dar explicaciones respecto al contenido del capítulo, o por el contrario es algo superfluo y que la gente debería dejar de indignarse por nimiedades como esta en una serie así?

Categorías: Ocio
Etiquetas: ,

Déjanos tu comentario