Salma Hayek, summa cum laude en striptease

salma.hayek

Chuck Norris es experto en patadas voladoras y mortíferos puñetazos que destruyen a sus enemigos. Sean Bean ha desarrollado un excepcional arte para morir en la ficción. Ewan McGregor ha aprovechado su talento musical para el cine. Y Salma Hayek, bendita ella y todos sus atributos, finaliza en la película Americano su particular master en stripteases. Respecto a la nota que merece la mexicana en este arte hay consenso: summa cum laude. Veamos sus exámenes…

Salma Hayek debutó en Hollywood al lado de Antonio Banderas en la película Desperado de Robert Rodriguez, pero no fue hasta Abierto Hasta el Amanecer que el público americano se quedó con su cuerpo. Y digo cuerpo, no cara, porque la mexicana se marcaba un inolvidable striptease con serpiente bajo el imposible nombre de Santánico Pandemónium. Su personaje no tenía ninguna trascendencia en aquella orgía de tripas y vampiros de Robert Rodríguez, pero el hecho de dar de beber a George Clooney con la pierna, a modo de pajita, sirvió para conquistar al público.

Salma, convertida ya en una de las grandes estrellas latinas de Hollywood, tardó tres años en volver a subirse a un escenario de ficción para quitarse la ropa. Lo hizo en la película Dogma, esa maravillosa paranoia de Kevin Smith en la que interpretaba a Serendipity. La escena no fue tan espectacular como la de Abierto Hasta el Amanecer porque al final no se convertía en vampiresa, pero también porque la mexicana estaba demasiado delgada. Menos curvas, menos exhuberante… pero con coletas (+1), en el segundo striptease de su carrera.

Mucho más hemos tenido que esperar para volver a ver un baile erótico de Salma. Trece años, en concreto, que es el tiempo que ha transcurrido desde el estreno de Dogma hasta el de Americano, en el que la actriz interpreta a Lola, una stripper profesional. Con 45 años y un hijo, la mexicana demuestra que mantiene esa espectacular figura con la que nos volvió locos en Abierto Hasta el Amanecer. Más madura y con más curvas que nunca, pero con la sensualidad que desprende siempre la latina más cañón del mundo.

Se ha ganado el summa cum laude, ¿verdad?

Categorías: Cine, Sexo
Etiquetas: , ,

Déjanos tu comentario